lunes, julio 6

Mi nuevo record personal en los 5k




Salí disparado justo detrás del grupo de los Elite y guiado por la emoción del animador cuando por el micrófono hizo la cuenta regresiva, pero no llevaba ni 2 kilómetro cuando sentí como que algo se desprendía de mí y no eran mis pulmones a pesar de que andaba 1 minuto por debajo de mi PACE, el zipper de mi mariconera se iba abriendo con cada paso que marcaba, mi celular salió disparado como si se tratara de una paloma en libertad, sucedió en milésimas de segundos pero yo personalmente lo vi como si fuera dentro del mundo Matrix…

… hoooly shit!!!

3 días antes.

El miércoles cruce para Ágora Mall con una amiga a inscribirnos en la carrera one way 5k, era algo nuevo para mí correr este estilo, osea una vía sin retorno, la carrera iniciaba en la Luperón y terminaba en la Ave. Italia, pagamos 600 pesos por persona y nos dieron un tshirt, el bidnumber y un chip reciclado (jaja que barbaros) me toco el numero 301 a pesar de que le pelie a la tipa para que me diera el #300 (número Spartano) jeje pero no se inmuto.

Desde ese día tenía en mente correr a velocidad, bajar mi propio tiempo en los 5k que actualmente eran 25 minutos, que mejor chance que hacerlo en este tipo de carreras donde no hay retorno y me sentía saludablemente bien, al día siguiente (jueves) fui al mirador a hacer sprint con el grupo y una trotada de 4 km, el viernes lo tome de descanso y el sábado dormí como un oso hormiguero hasta las 11 am algo que era normal para mí en tiempos de adolescencia pero que hoy en día de tanto uno levantarse para ir a trabajar el reloj biológico te traiciona.

Llego el día de la carrera, almorcé a la 1 pm un pastelón de arroz con carne que daba la hora, di ejemplo como es costumbre y me serví dos veces, repose y me recosté un rato, a las 4:30 me tire de la cama como un ninja me puse el outfit y arranque trotando desde mi casa hasta la Luperón con Pearl Jam sonando en mis audífonos, esto me serviría para llegar caliente y en forma y así lo hice, (2 kilómetros trotando a un pace de 7:01) llegue bañado en sudor y listo para correr. La carrera estaba a 15 minutos de iniciar, me reagrupe con los muchachos y justo antes de partir siempre hay tiempo para un selfie.

 
Salí disparado, ya lo había dicho, lo iba a dar todo esa tarde, la app que uso para correr se llama runkeeper y la había configurado para que me avisara cada 5 minutos mi pace promedio
Ya he mencionado la palabra PACE como 3 veces y por si no sabes lo que es, aquí te explico; El PACE es a la velocidad a la que deberemos correr, para lograr determinado tiempo meta corriendo determinada distancia. Esta información es vital para los corredores más dedicados pues con esto se sabe si el ritmo que tienen actualmente es bueno o necesitan mejorar aún más para cumplir sus objetivos. Dicho esto tengo un amigo maratonista (Miguelito) que me dijo que si quería bajar mi tiempo de 25 minutos tenía que hacerlo a un pace de 5.00 min/k.

Yo salí como un cheleeee con la canción de Marylin Mason - Rock is Dead, en rabiaaa, en 5 minutos me avisara a que pace yo ando y ahí puedo saber mi ritmo y ajustar. Así mismo fue, a los 5 min me dice la amable mujer de la app en un inglés perfecto que mi pace promedio era de 4:05 min/k.
EL DIABLOOO pero es sobao que ando fue lo primero que pense, llevaba mis piernas a un ritmo exigente para mi condición, pero estaba caliente, me sentía bien, mi respiración era buena y en dos ciclos, mientras más aires a mis pulmones mejor y eso lo tenía bien claro, la siguiente canción en sonarme fue de Foo Fighters – Everlong no había forma de bajar el ritmo con ese track (muy fuerte) todo iba fenomenal estaba dispuesto a romper mi propia marca, solo 3.5 kilómetros me separaban de eso, rebasa a uno, rebasaba a otro, izquierda/derecha, perfectas zancadas sobro los comodísimos tenis Asics, era mi fucking momento y entonces sucedió algo que cambiaría la historia, o por lo menos eso pensaba, algo tan rápido con un impacto enorme en mi…

El zipper de mi mariconera se fue abriendo y allí tenía guardado celosamente mi celular, el cual se salió y me dio en la pierna izquierda y tomo vuelo como si fuera un proyectil en dirección a nada más y nada menos que uno de los hoyos de los desagües de las aceras, para mi suerte solo estaba lleno de hojas, directo y en vivo como si se tratase de un canasto perfecto de Stephen Curry,  fue tan rápido que me di cuenta solo cuando los audífonos que aún seguían en mis oídos dejaron de transmitir aquel greatest hits de Foo Fighters, mi cara de frustración no se hizo esperar, grite un COÑOOOOO (como esos cuando te llamaban la atención de carajito), en ese momento más fue por tener que detenerme y que peligrara mi meta a que por un celular de 850 dolares. El que venía atrás de mi grito: MIERDAAAA ese lo vio de mejor angulo y junto conmigo lo sufrió.

Frene en SECO, me había pasado por unos 5 metros, me devolví y literalmente me metí de cabeza en el hoyo, (medio cuerpo) cogí mi celular, cogí el cover de silicona que no lo protege ni mierda y el pana mío que venía un poco más atrás me alcanzo a ver en el suelo con medio cuerpo adentro y pensó que me había caído. Me recupere, le puse el cover, le conecte los audífonos y le di a play, volví a la calle y arranque como un hijo de la gran puta, pero el celular no se fue limpio, la pantalla se quebró en la parte de abajo :( entonces ahi vino mi segundo COÑOOO!  :)
 
A partir de ahí me mantuve corriendo a buen ritmo, estaba reventado, aquella parada me había "sacado de ritmo" y esa aceleración que hice para recuperarme me prendió el bombillo de reserva, pero no quería rendirme por nada del mundo, mejor que se me salieran las pierna, entonces se daba inicio a la batalla mente y cuerpo que todo corredor o aficionado como yo enfrenta, faltaba menos, cruce la Núñez, cruce la Guacara Taina estaba cada vez más cerca de la Italia, cuando llegue y doble la última curva que ya se veía la meta con toda la gente, mis ojos enfocaron lo único que quería ver en ese momento, la pantalla que marcaba el tiempo de llegada, para mi sorpresa fue como una inyección de adrenalina, nunca habia visto algo tan hermoso despues de mi primer sueldo en mi primer trabajo, no lo podía creer 22 minutos y contando marcaba la pantalla, ósea que estaba a 400 metros de llegar y lo haría por debajo de los 25 minutos.

Quizás pensaras que si no me hubiese detenido hago mejor tiempo, yo creo que fue diferente, el hecho de detenerme a recoger el celular y ver mis posibilidades en peligro fue la motivación para sacar lo mejor de mi…

Prodigy – Smack my bitch up me acompaño en la llegada...
durooo

Cruce la meta sin pena y sin gloria y de 470 corredores pase en la posicion 54 y el reloj marcaba 23 minutos 27 segundos...

Lo Logre :D

Pasen buenas.