sábado, marzo 21

Mis primeros Quince Kilometros.

Aprovechando la fiebre de correr o del running (que se oye más bonito) y sobre todo que suele ser gratis decidí llevar mi progreso hasta los 15 kilómetros, para ello no dude en inscribirme en la carrera Maratonistas de la Hispaniola que fue el pasado sábado 21 a las 6:10 de la mañana, ya saben tenía que madrugar y portarme bien el viernes social.

4 días antes, el martes, corrí con mis amigos 10k (no, ni tomas ni mariano ni kokot, olvidense de esos tres) en el parque mirador sur pero no me sentí tan bien porque de loco viejo cuando llegue del trabajo a las 5:30 PM me ajuste una carne de pavo y un chin de puré de auyama que me había quedado del almuerzo y ya a las 5:55 PM estaba en el parque, en fin corrí esos 10k con un sube y baja del pavo... noe'facil.

El miércoles tuve entrenamiento crossfit y le dije al trainer que me llevara suave que el sábado tenía 15k él lo entendió y solo trabajamos arriba, nada de piernas, el jueves lo tome de descanso, jugué mucho PlayStation, el viernes también descanse y me dormí a las 11:00 PM. Llego el día de la carrera, mi alarma no se hizo esperar y sonó a las 5:15 am, me tire como un ninja pensando que era la alarma del trabajo pero a los pocos segundos me percaté de que trataba, tenía todo listo, las medias, el tshirt, los tenis, el cel., los audífonos, la llave, etc... Baje al parqueo para irme en mi vehículo y en ese preciso momento pasaba un pana que se detuvo y me dijo, vámonos aquí papa!!
Llegamos temprano, 5:45 am y ya los buscones en joseo parqueando y rotulando (son unos monstro) se hicieron dueño de las aceras, faltaban 15 minutos para comenzar y veo que el pana mío saca su número de corredor (bibnumber) y el chip (que es el que te registra los tiempos y te sirve para que te entreguen la medalla) el que me conoce sabe lo que viene a continuación. Efectivamente! No hay duda. Pónganse de pie damas y caballeros...

Olvide mi chip en la casa...

Lo bonito del caso es que tengo en contra el poco tiempo, que no ando en el carro y que deje la habitación cerrada con llave, ósea tenía dos opciones: correr sin chip como me sucedió en mis primeros 5K de lo cual no tuve tiempo oficial ni medalla :( o salir corriendo para la casa a buscarlo, después de varios titubeos me decidí por ir a buscarlos (ya faltaban 10 min para comenzar) ohhh margot... me fui corriendo por la solitaria Avenida Anacaona (6:00 AM) desde la Italia hasta próximo la Avenida Privada, 2km y picada. Subí busque mi vaina y me monte en el carro, lo saque guayando, me parque malísimo en una curva llevándome del moreno de la mierda ese (porque yo estaba bien y me dijo dale para alante) me puse mi chip, mi bibnumber, puse la carpeta de ROCK a sonar METALLICA muy fuerte y comencé la carrera. El tiempo en la pantalla me decía que hacia 12 minutos habían comenzado, me fui al paso, el primer km lo hice en 6 min y fui buscando mi ritmo, el pana mío venia de regreso en la primera vuelta y alcanzo a verme y se sorprendió, no había pavo en mi estómago, me sentía realmente bien y con el descanso que tuve mis piernas respondían excelente. No, no lo alcance, el pana andaba a un Pace (que es el tiempo por km) 5:12/K y yo a 5:30/K. Para que tengan una idea los monstros los que se dedican a esto andan a un Pace de 3:30/K volando bajitos... Al final Complete con éxito los 15 KM a un ritmo que superaba mis expectativas y bañado en sudor/agua y Gatorade mientras una señora muy amable me retiraba el chip de los tenis para hacerme entrega de mi medalla.

Registre un tiempo de 1 hora y 22 minutos, no sé si para bien o para mal pero hay que sumarle los 2.4 KM extras que tuve que correr para ir a casa, en fin cuando voy a mi carro que lo encuentro bastante despejado, ni si quiera los buscones andaban cerca, me moví como la pantera rosa hacia el pensando que me iba a salir con la mía y sucedió lo esperado, tocaron a mi puerta, era el tipo cobrándome sus 100 pesos, minimo se tiro de una mata, luego el muy descarado con su sonrisa y un diente menos me dice que suerte que llegue a tiempo porque ya un Amet había mandado a buscar la grúa y no es para menos, QUE HIJO E PUTA EL PANA :D y yo peor por hacerle caso, prendí y mire por el retrovisor... LA GRUAAAA.
Salí en goma otra vez... brummmmmmmm


Señores si se puede, hace 3 meses intente correr 1 Kilometro y me detuve a la mitad eplotao, y dije esto no es para mí. Todo está en la mente Después seguí intentado y corriendo 1.5km, luego 2km trabajando día a día, mi cuerpo me pedia a gritos YA DETENTE pero me puse en mi mente TODAVIA, TENGO QUE LLEGAR. 


Pasen Buenas y a la grua que se cuide…

martes, febrero 17

La caida del Pops.



Iba montado en mi MTB Jamis a unos 30 km/h y frene. Todo se detuvo la goma de alante dejo sus movimientos rotatorios, la inercia me disparaba hacia adelante, salí proyectado como si fuera otra obra maestra de los hermanos Washowski mi único destino era el trabajo del síndico del pueblo, el duro y caliente ASLFALTO de la calle...


24 horas antes...

Luego de jugar tenis toda la mañana decidí tomarme el resto del día para descansar, al día siguiente tenía que levantarme temprano para ir a la vega a un paseo de mountain bike que hace el grupo de los trilleros veganos cada año, llamado Paseo Carnavalesco esta era su edición número 15 y ya tenía mi grupo armado 700 p/p donde incluía toda una estadía (desayuno, refrigerio, almuerzo y lo más importante Cervezas por un tubo) se podía llevar acompañantes (yo lleve a 3) y un ciclista éramos un total de 5 en lo que nosotros hacíamos la vuelta ellos se quedaban en el club bebiendo, oyendo música y picando hasta nuestro regreso y ahí almorzaríamos todos juntos en chercha y luego las rifas de diez bicicletas, canastas y accesorios, nada mal.

Dieron la campanada de salida y no les voy a mentir mi bike era la más sencilla de todas, ahí estaba la crema y la nata del ciclismo dominicano habíamos más de 1,300 ciclistas. Para los que no saben lo que es un trillo, es un camino chiquito por lo regular en monte donde solo cabe una o dos bicicletas, sumale a eso pila de lodo (por las frecuentes lluvias) y todos queriendo avanzar, fue un proceso analógico yo hasta me desmonte y la llevaba de mano mientras relajaba con mi patner "coño Johnny, debimos decirle a los muchachos que nos acompañaran en esta caminata"

Habia lodo por un tubo hasta que por fin salimos a una pequeña carretera y ya ahí cada quien tomo su ritmo y nos fuimos desahogando, mi patner puso el turbo y yo no me quede atrás, se voló una zanja como que no era con el y cuando voy yo ¡WEYYY ! frene tranquilo y la pase al paso. ¡ay ñeñe yo no sé levantar la goma de atrás todavia. Seguimos pedaleando a buen ritmo por la pequeña carretera al tiempo que me dio para sacar el cel y grabar ese pequeño momento, tenía lodo hasta en los tobillos y solo pensaba regresar al club para darme par de vasos de cervezas bien cómodos...

Más adelante había un desvío para ingresar nuevamente en el trillo, se notaba un abanderado de los organizadores señalándonos que teníamos que meternos a la izquierda agitando su bandera mamey el color que se usa para precaución y para que nadie alegue que es daltónico ni otra mierda de esas. Yo venía por el lado derecho a buen ritmo y mirando de frente pero a cortos Deph cuando levanto bien la cabeza me fijo del abanderado a ultima hora y no quería pasarme, mi instinto mando unas señales express al cerebro que si no quería pasarme tenía que frenar justo ahora, mi cerebro recibió el comunicado e inmediatamente ejecuto autorizando a mi puño derecho a hacer presión a la palanca de freno, el que tiene conocimientos básicos de montar bici sabe que el freno de alante va en la derecha y se respeta, pues yo no lo hice ni siquiera lo pensé, aprete el freno y esa bicicleta nunca, pero nunca en su perra vida había frenado de esa manera, la goma de alante se sembró como si de un burro de acarreo se tratase cuando no quiere avanzar más, yo salí disparado como si fuera Superman saliendo de la cabina telefónica, miraba el mundo de cabeza, el abanderado comenzaba a fijarse en mi sin dejar de ondear su bandera y mi cuerpo en el aire sin control comenzaba a experimentar la gravedad, venia en picada, mi únicas dos protecciones eran el casco (uso obligatorio) y unas guantillas que gracias a Dios y a Jumbo de Agora Mall llevaba puesta, el primer contacto con el asfalto fue con las manos, luego la cabeza la cual pude girar un poco y recibi el impacto del lado izq, luego las rodillas y el hombro después di par de vueltas y me anote el otro hombro y un codo, el casco se rompió y yo me pare rápido como que era un ensayo de los extreme game de ESPN, en ese momento solo escuche una voz que dijo. SIENTENLO
Los vecinos aledaños que curioseaban la carrera me buscaron una silla de plástico y me sentaron, me quitaron el casco, me quite las guantillas y saque mi cel del bolsillo de atrás y me tire una foto en crudo, no era para IG ni Facebook era para enviársela al grupo que me acompañaba y decirles que había comprado un pedazo en la vega...

"tranquilo que ahí viene la ambulancia" me decían los organizadores y en ese momento pasaba por mi mente "y como pudo pasar, que mmg soy yo, mierrrda mi diente" efectivamente del tiro se me partio uno de los dientes de alante, pasaron 40 seg y se me paro un motorista de frente y me dijo en un cibaeño bien afinao: "monteise hermano yo lo llevo ahora mismo" y mi bicicleta con quien la dejo y oi que alguien voceo: " Yo me la llevo, somos del ayuntamiento" ni la cara le mire y dije está bien que sea lo que Dios quiera ya los golpes empezaban a sentirse en mi y necesitaba asistencia inmediata, me monte en mi motor el tipo ya lo tenía acelerado y nos fuimos al centro especializado vegano a pocos minutos de alli, ahí entre caminando como un hombrecito y la doctora de turno me encamino a la camilla para recostarme y darme los primeros auxilios.  (buenamoza la doctora) me tiro un ojo y oi cuando le dijo a la otra hay que coserlo.
El motorista entro conmigo y lo veía afanado en una esquina y yo sin un chele encima, ni cartera ni nada, el tipo me preguntaba si yo andaba solo y le dije que no que ya le avise a mi gente que vienen de camino, era evidente estaba procurando lo suyo, la doctora me anestesio y comenzó un letargo proceso para coserme las heridas y yo con un ojo abierto todavía preguntándome como pude haber sido tan estupido y frenar con el de alante.
El motorista seguía ahí dentro conmigo fijo y mirándome y yo preocupado porque le estaba haciendo perder tiempo que se convierte en dinero por el trabajo que desempeña, a los 10 min por fin llega mi gente y les digo desde que entraron: "Pagale 100 pesos a ese señor que me trajo", para mi sorpresa el tipo no acepto dinero, le ofrecimos 200 y no quería lo hizo humanitariamente y nos dijo que el también es ciclista y sabe lo que es eso, que no me quería dejar solo, que esperaría ahí todo lo que fuera necesario hasta que llegaran mi gente y que tenga pronta recuperacion. Todavía quedan gente buena carajo, terminaron de coserme, me dieron puntos en el labio superior, en la nariz y en la ceja del ojo izquierdo, me tiraron una placa y no hubo fractura, me quede recostado en lo que los muchachos resolvian con el seguro y otros iban a la farmacia a buscar los medicamentos, quede solo con mi cara de tragedia y en ese preciso momento entro un niño que andaba como desubicao y yo levante la mirada  jajaja salio juyendo. En serio lo mire como Jack the ripper miraba a sus víctimas.

En fin esa fue mi experiencia, luego volví a la actividad pues no quería arruinarle el día a mis acompañantes y ahí me comí mi comida tranquilo y al pasito, me puse mi gorra para evitar menos curiosos  aunque fue inevitable la pregunta de varios ciclistas " Te caisteee?". Noooo pelie con un oso pardo, pero nada, siempre agradecido de todas las atenciones y preocupaciones de la gente que me rodea, estaré bien pronto, hay un complot para engordarme en esta semana de licencia que tengo, todo me lo llevan a la cama si me llevo aumentare las 60 que he bajado en no más de 4 meses.


PD. ahhhh se me olvidaba. llevaba un guillo de plata que salió volando con el estrayón y esos veganos son tan cool que me lo fueron a llevar a la mesa, mire mi hermano lo que se le cayó.  Grandee


Que vaina. un hombre que se iba a casar pronto, ahora le falta la novia y tambien un diente.

Pasen Buenas

miércoles, febrero 11

Del Mirador al monte.


Hace tres meses agarre y aproveche una feria que hizo la cooperativa y saque una bicicleta MTB (Mountain Bike por sus siglas en inglés) aquí en el trabajo, claro, luego de pedir varias recomendaciones a mis amigos que montan y ver su carita de "Buenooo, esa no es la gran vaina pero pa´lo que tu quiere blah blah" así me decidí y como era fía a 12 caídas y mi intención solo era sudar en ella, hacer un buen cardio, me parecía excelente. Así comenzaría el nuevo proyecto de darle rienda suelta a mi vida sedentaria, volver a lo que siempre fui un aficionado al deporte. Luego de recoger las opiniones necesarias entendí que estaba listo, asentí con la cabeza (la de arriba) y firme a puño y letra el papel aceptando mi compromiso, normal agarre camine por medio de la feria llevándome mi bicicleta a rastro ante la mirada de todos mis compañeros, muchos de ellos que cargaban televisores como cosa loca, como que era arroz de inespre se lo estaban llevando. :)

Empecé a rodar en el parque Mirador Sur, la llamada avenida de la salud, luego del trabajo, mi primer día fue memorable ya que tenía más de 10 años sin subirme a una bicicleta, fue como conectar, así como cuando amaneces resacado como un maldito perro y te bebes una cerveza, conecte de inmediato con el vehículo más popular de todos los tiempos, ese día hice 10 km a un ritmo realmente suave, el sillín me destrozo la nalga, sude un poco y para finalizar mi primer día, me toco subir la bicicleta a hombros al segundo piso del apartamento y fue entonces cuando entendí que si quería resultados tenía que hacer de esto mi costumbre.

Seguí rodando entre 10k y 15k todos los días (aun sin licra) rompiéndome los nogra, paso noviembre, me compre la licra acolchada, llego diciembre subí a 20 km diarios, el culo se acomodó al sillin, nunca se hablando pero se acomodó, rodé los días más insane para cualquier dominicano (24 de dic, 25 de dic, 31 de dic, 1ero de enero) subí al cambio más pesado, rodaba a un solo ritmo, estaba quemando un montón de calorías y los resultados no se hicieron esperar, solo me acompañaban mis earpods y las ganas de vencerme, el único rival que uno tiene es uno mismo, puedo o no hacerlo.

Muchas veces me killaba cuando iba fajao y me pasaba un viejito con las piernas como si estuviera en la superficie lunar, te lo encuentras a menudo, como de 75 y 80 años, tranquilo a un ritmo bárbaro y yo con el bofe afuera, pero no me deje llevar seguía pedaleando a mi propio ritmo sin importar el otro. (mierda pal´viejito)

Rodar en el mirador es saludable pero tengo que admitir que es bastante aburrido, como me dijo ese gran fotógrafo Cesar Sánchez, el mirador es la antesala para entrenarte al monte, claro antes de conocer el monte el mirador para mí era algo ohh Wow!

Me llego mi primera invitación al monte, semi monte diría yo, porque la ruta fue desde mi casa hasta playa Najayo. 63 km. Desde que llegue al punto de salida donde conocí a los demás ciclistas vino un desgraciado y soltó un chinazo al aire "mierda cuanto tiempo que yo no veía una JAMIS" jajaja me la aquerosearon ahí mismo y yo creía que andaba más o menos. Arrancamos tempranito en la mañana y en la primera hora entendí porque son bicicletas MTB, pase de rodar en un cambio fijo a tener que manipularlos todos en las subidas o en las bajadas, en las curvas, a tener que agacharme, a bajar un pie, desmontarme y cargar, de todo.

Fue emocionante pasar por esos barrios marginados en el sentido que los niños se tiran a las calles a saludarnos, nos ven como Dioses griegos pasando en nuestras carrozas con ese casco como lo uso en su tiempo el gran Máximo Décimo Meridio comandante de los ejercitos del norte ... (ok me emocione) muy dura esa película. Los niños se vuelven locos, nos vocean:  "esa es la mía" "soy el de azul" "regálamela" "Adiós" y yo con el bofe afuera apenas le puedo decir "bye bye". Realmente es divertido, totalmente diferente al Mirador, aqui te enfrentas a reales obstáculos, subidas satánicas, el sol que te golpea, y pasas de estar 1 hora en bici a más de 5 horas, pero ni cuenta te das porque vas en grupo, hay mucha camarería, si te pichas o simplemente te cansas, todos te ayudan. en cada cruce se detienen los que van alante y se reagrupan.

Yo era el novato del grupo, el único con frenos V-Brakes el que todos miraban de reojo a ver si tiraba el tiro, el que tenía meses rodando en el mirador y nadie sabía. El arma secreta...


Esta Historia Continuara...










lunes, enero 19

Querían atracar al viejo Pops.

Pero no se les dio, les cuento…


 Como ya es costumbre en mi los sábados en la tarde bajo al mirador a montar bicicleta o a patinar, bueno en este caso bicicleta, hago mis 30 km no más de ahí pero ese día en especial decido terminarlos por el lado de la Luperón para subir por ahí mismo y pasar por donde un pana a recoger algo, cuando voy dejando atrás la avenida de la salud para coger la Luperón siento un motor acercándose, doy una mirada tímida para saber en qué carril viene y abrirle el paso pero noto que no me pasan, vuelvo y miro e identifico que son dos en el motor, mantengo mi ritmo de pedaleo y el corazón 120 pulsaciones por minuto, voy en el plato #3 y el piñón en el #7 (El cambio 21 el más pesado de la bicicleta) y decido reducir para tantear la situación y los del motor también reducen. Cabe señalar que en ese momento la Luperón estaba desierta 6 pm un sábado, solo había gente dentro del parque y lo único que se me ocurrió fue despedirme de mi iPhone 6 que llevaba en mi brazo izq :D “hasta aquí llegaste baby” Era evidente tenía unos presuntos atracadores oliéndome el fundillo, si decido acelerar a fondo para tratar de perderlos es la ideas mas estúpida jamás pensada ya que no tenía donde doblar y son 115 caballos de fuerza VS dos piernas cansadas, del otro lado visualice un guachimán pero ya saben, con 80 años en la costilla y una 12 oxidada con una correa to´
rota, sentía el motor cada vez más cerca y fue entonces cuando vi mi esperanza a poco más de 150 mts, fue como ver a la novia entrando por la puerta de la iglesia acompañada por su padre. Estaba allí mi única jugada, fue hermoso, fue como un amor a primera vista...


Un Bendito coquero de nacionalidad Haitiana quien en ese momento atendía a dos haitianos más, AQUÍ ES! tumbe 12 cambios de un tiro y me estaciones como si muriera de ganas por un coco. “saludos” fue lo primero que dije (pero no pedí coco) los motoristas también se pararon, yo dije bueno La Coco Band me va a quedar chiquitaaaaa. Se detienen los verdugos y específicamente a mí me preguntan. “pana tu crees que tú me puedas ayudar con una dirección” lo mire a los ojos y sin yo responderle continuo diciendo “La calle Miguel Ángel Monclús dónde queda?” inmediatamente se quemaron porque esa calle es por mi casa y yo estaba un poco lejos de casa, luego vuelve y me preguntan "¿dónde queda el Ministerio de Medio Ambiente?" y fue cuando corte contacto visual elevando mi mirada por encima de ellos y se veía el imponente edificio del ministerio de medio ambiente COMO UN LIMON, y yo Míralo ahí! “ahhh pero le pasamos cerca” dice el de atras, pero a todo esto no arrancan y se quedan ahí, yo los miro, ellos me miran, yo miro al coquero, el coquero me mira, yo miro el machete, ellos miran al coquero y FUAAAAAAAAAAAA El coquero se desesperó y destapo un coco Y YO SIN UN CHELE ENCIMA, cuando salgo a montar dejo la cartera en casa, coño pensé decírselo pero que razón tenía pararme ahí, no tuve chance…

 Para no cansarles el cuento los motoristas duraron sus 3 min para moverse y me miraban mucho, terminaron arrancando y el coquero se quedó con el coco abierto en la mano y el machete en otra, yo lo miraba a él, el miraba el coco, yo miraba el coco y el me miraba a mi, le dije: “ehh montroo excusame yo me detuve aquí porque me venían siguiendo para virarme como una sucks y vi ese machete tuyo como la vara que uso Moises para dividir el océano". y el “ahhh pero yo creía que ustedes andaban juntos, se nota que esos dos no andan buscando dirección” y yo “y lo lindo que yo no tengo un centimo encima“ y me agarre el bolsillo dique tentandome, haciendo el bulto yo no sé porque uno siempre hace lo mismo… “tomalo me lo debes cache” me dice el coquero y yo "gracias" pero de mamapinga recordé que andaba con un cable mini USB ¿tu acepta esto?, (me mate yo mismo) “ohh claro” y me bebí mi coco con gusto aunque me descuide y no vi por donde se fueron los verdugos, presentía que seguían cerca, entonces decidí devolverme por donde vine y colorín colorado este iPhone se ha salvado.

Fin.

martes, noviembre 18

La cámara de besos.

El pasado domingo por poquito y me anoto una relación jajaja… resulta que ni quería ir al play el día estaba necio, lluvias a cantaros, pero ya estaba ahí y sabiendo que vivimos en uno de los países más random en cuanto a clima, más que la música de mi iPod, termine entrando. 

Empezó el partido y ya estaba con mis secuaces los que siempre me acompañan esta temporada, a medida que el Licey regalaba los out se apareció un amigo tercero, para mí solo era conocido, el pana llego con su jeva y se sentaron justo en la fila D y nosotros en la E, el partido transcurría sin pena ni gloria, bueno, solo del lado del Escogido venían las carreras, cuando de momento en uno de los cambios de inning el animador del estadio anunciaba la jodieeeeenda de la cámara de besos (coño no se puede ir tranquilo al play con ese relajito) digo!! para los que van con la querida, yo me porto bien :P

Empezó la cámara de besos que no es más que un despliegue sorpresa de camarógrafos Wireless capturando parejas e invitándolas a besarse mientras son proyectadas en todo el estadio a través de la pantalla principal (NO TV).
Muchas son las parejas que andan escondidas, o las que simplemente no son parejas y tienen que ver su cara de pendejo en la pantalla mientras uno de los dos lo deja tendido como ropa vieja, en fin… Teníamos bien cerca a uno de los camarógrafos y el viejo Pops como siempre tan ocurrente y salí iiito del tieto le ha tocado por la canilla a uno de ellos, le hice una seña para que me entendiera y capturara a la pareja que ya ustedes saben, mi intención era la más inocente del mundo, mis pensamientos eran tan puros y nobles como los de Alicia en el país de las maravillas. En serio, yo juraba que eran novios…

Señores, el camarógrafo no titubeo, de un brinco se cuadro de frente y enfoco, el animador del estadio inicio el recital y el productor de cámara inmediatamente eligió en la consola la toma del momento y en cuestión de segundos la pareja estaba ante todo el Estadio Quisqueya del Ensanche la Fe… Muy fuerte!!!
El Pops en la fila de atrás con una leve sonrisa de Victoria y Santiago justo al lado mío (uno de mis secuaces) (para el que lo conoce, ustedes saben, malo de la risa)

 No hubo besos, el estadio en atención, la pareja barajo rotundamente el acto, terminado los 5 segundos de fama el pana se voltio 180 grados ¿Quien fue? Mi instinto de supervivencia mandaba señales a mi cerebro indicándole que señalara a Santiago, por igual Santiago me señalaba a mí, yo tenía ventaja porque el pana es amigo de Santiago y conocido mío, por ley sospecharía en un 98% de el jajaja

Lo bueno viene aquí, el celular le suena al pana justo después que la cámara se retira, era evidente “llamada depresiva” todos nos miramos, el contesto, pasaron los 30 segundos de más suspenso…

La novia lo llamo, que le dijeron que lo vieron en la cámara de besos y no exactamente con ella… tukiti jajajaja

(Si estoy vivo escribiendo créanme que la relación supero eso)

Pasen Buenas.

lunes, octubre 27

Jo´seando en la Pulga.



El pasado domingo me levante temprano y me dije a mi mismo “mi mismo hoy voy para la pulga” el lugar ideal para todo lo que quieras conseguir de segunda mano, tenía un gran vicio una gran nostalgia de hacerme con el juego de la gran N, Mario Kart 64, anterior a esto y la razón principal es que ya se había armado una disputa en el grupo de Whatsapp ¿Quién es el mejor en Mario Kart? De ahí mi impulso (=

Aparque mi coche (si, baje españolada) en la bomba próxima que está en la Luperón, al guachi se la monte claro, voy para la pulga aguántame ahí, “ok comando” me respondía…

Cuando nos fuimos adentrando entre la muchedumbre mi sentido arañido me invitaba a tomar la debida precaución, (si, andaba con mi inseparable escudero Mariano) puesto que demasiada gente rosándose en ambas vías la mejor opción era agarrar lo suyo, llevaba mi billetera en el bolsillo junto con el celular, metí mi mano y me quede con ellos a cuarta de chuleta mientras chocaba de hombros y le daba par de pisones a cuantos carajos se me atravesaban en el medio. 

Mi misión era clara, dirigirme a la parte de videojuegos, mi frente sudaba como un africano cargando troncos para hacer una presa improvisada en el rio, admito que por mi tamaño siempre que pasaba por las ropas que colgaban le dejaba mi frente marcada, como si se tratase de un diseño más de la prenda de vestir (=

Nuestra primera oferta fue, “mi pana yo te la dejo a 1,000 pesos” mi reacción fue estrellarme de la risa, claro, ojo, yo sé que está dentro del margen de precios, este juego es uno de los más buscado pero como aprendí de mi abuela, nunca te vayas con la primera oferta y menos en la pulga, avance unos pasos más esperando que el moreno me detuviese, pero que va, me soltó en banda el degraciao, seguimos…

-          “750 pa´ti manito”   mira coño tu ere loco un juego del 1997… seguimos.
-          “No la tengo, la acabo de vender” ok Gracias.
-          “700 pesos pa´que te la lleves”   Vamos a probarla  (no sirvió esa)

Y así fui avanzando en busca de la mejor oferta hasta que vi una doñita de tez morena un poquito más oscura que yo sentada en un block con un bolso grande negro que abrazaba celosamente y frente a ella un viaje de juegos en el piso de todas las consolas de los 90´s la mayoría sin sus caratulas. La mire y fue amor a primera vista, sabía que justo aquí terminaba mi búsqueda. 

“Mi doña, yo ando buscando Mario Kart de Nintendo 64, la señora de entrada no me respondió, estaba atendiendo otros clientes, tenía dos carajos de frente, a lo mejor si me escucho pero dejo que mi mirada se perdiera entre aquellos juegos que tantas horas de entretenimiento nos dieron, cuando se desocupo sin volverme a preguntar, saco del bolso Mario Kart en perfecto estado, lucia impecable, me fui moviendo hacia ella como a 120 frames por segundos, como si fuera un perro hambriento cuando le enseñan un hueso (un hueso con carne)

-“600 pesos mi niño” Solo ando con 500 mi doña linda
Vendido!

Al final salí con un maldito grajo ajeno, sudado como un perro, los ojos lagrimeándome, las manos sucias, despeinado, los pies llenos de polvo, Mariano vuelto una mierda, el poloshirt autografiado, una hambre del carajo, pero sobre todo con el placer del deber cumplido, mi propio cartucho de uno de los mejores juegos de la época... :D

Que trote!
Fin.