jueves, septiembre 1

Dia 6.


Me desperté como suelo hacerlo, minutos antes de que se disparara la alarma, mi reloj biológico siempre llevando la ventaja. Estoy a seis días de mi primer maratón, si eres seguidor de mis redes entenderás que en estos días todo gira entorno a eso. Me pase la mano por la barba antes de poner un pie fuera de mi cama y recordé que de hoy no puedo pasar sin ir al barbero. A las 7:20 am ya estaba desayunando batatas (buscando carbohidratos) y omellette de 3 huevos y 4 vegetales, en el almuerzo volví a comer batatas + plátano maduro y unas pechuga de pollo que daban un poco de pena (lo note por la cara que puso mi amiga en el comedor). 

Esta semana cargare muchas proteínas, carbohidratos y electrolitos, conmigo no cuenten para chucherías y vainitas fritas o diabluras de Tasty quienes vendieron su alma al diablo para hacernos antojar de los diferentes platos sacados del horno con queso fundido (yo tengo un NO negociable así que no jodan)

Al medio día cruce para Ágora con mi amiga, fuimos a Sportline a ver si encontraba algún Gel Energético, ya que como todo maratonista wanabe no le he dado importancia a los gel y para colmo lo deje para último, es más me voy más lejos, nunca los he probado. Los geles energéticos son suplementos en forma de una sustancia viscosa (tipo gel) que permitirá proveernos de energía rápidamente y suplir nuestras reservas de glucógeno. Es como una inyección de POWER que el agua no te aporta.

Entre dimes y diretes nos quedamos parados frente a ellos, con cara de tontos, dos almas indecisas, entre sabores y estilos la variedad era grande, en ese momento veo que llega una corredora, como mandada del cielo, con ese porte de experta maratonista (la reconocí de inmediato primero por sus piernas y luego por su cara familiar que había visto en algún lugar del asfalto)

Sentí que me tocaban de hombros “enma preguntalee” pero dude en hacerlo ya que si a 6 días de mi primer maratón y NO sé que gel elegir yo le salto con eso a esta maratonista y me manda a pelar pollos a la feria ganadera o peor aún a ver el programa de Robertico sin pestañar. #yomeentiendo
En ese momento la maratonista nos pidió permiso para tomar unos geles y fue entonces cuando vi preciso y oportuno dejar la duda a un lado e iniciar un contacto.

-Señora?
*si,
-Usted es maratonista cierto?
*así es, un placer
(me vio con mi cara de incertidumbre y mi mano llena de geles de diferentes tipos y sabores)
*a ver ya sé cuál es tu pregunta
(coñooo! es psíquica)

Continuara…