martes, marzo 10

Jugando al escondido.

De niño fue el juego en el que mas me destaque, la idea fundamental es que todos los jugadores se oculten, con la excepción de uno, que será el encargado de encontrar al resto. (Eso creo lo dije de mas, porque no hay un ser humano en la tierra que no sepa lo que es)

Yo tenia la habilidad de subir a cualquier árbol, tirarme en la acera cubierto de hojas, (por no decir basura) simular una estatua entre los arbustos y un sin numero de cosas. Realmente no se con que finalidad lo hacia, pues solo lograba que el que nos buscaba se confundiera y yo salía airoso con mi pecho en alto! esta equivocado!
El escondite no debe ser nunca impenetrable. A decir verdad, el escondite perfecto termina el juego.
Como es el caso del abogado Gerardo Joseph que en 1959, jugando al escondido se escondió de un modo tan eficaz, que nunca más fue visto en ninguna parte. Todavía hoy muchos de sus amigos recorren la barriada gritándole que salga.

Que buenos tiempos aquellos, regresaba a mi casa a eso de las 9 PM, sudao como un perro, prendía la Tele a ver Birdman en cartoon network y de paso mami me servia mi mangu con huevo.

Pasen Buenas.

6 comentarios:

MrLaSs dijo...

te acuerda como a un pana de nosotro le cayo un puerton arriba :D:D:D:D:D

Rafael Moronta dijo...

vamos a jugar ahora!!!

Con ese tamañaso a ti es el primero que encuentran!

Vin Deron dijo...

hehehehe

El Tavo dijo...

BIRDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDMANNNN !!!! k apero cuando gritaba el nombre ese jeje, akellos tiempo sin preocupaciones lol

Cyriel dijo...

jajajajajjajaa
que tiempos señores jajajaa

dike el escondite, cuantas vainass jejeje

eyy a birdman yo no me lo perdia tampoco :P

janni dijo...

jeje k buenos tiempos no me gustaba mucho pork nunca me encontraban era tan chikita y tenia k salir depue k todos ya staban jugando otro juego :p